Una cuña, mucho más que palabras

creatividadradio

Las cuñas son el soporte peor tratado de la publicidad. Es curioso, un soporte donde sólo puedes hacer uso del sonido y el silencio, que requiere una dosis creativa mucho mayor que un soporte audiovisual, se ha convertido en un soporte maltratado.

Las cuñas radiofónicas que nos rodean carecen de creatividad, de intencionalidad y parece que detrás de ellas no hay ningún creativo, ningún copy exprimiendo sus neuronas para sacar algo que no vemos, que sólo oímos pero que impacte.

Cuando escuchamos la radio, no vemos, no podemos apuntar, no existe el chiste visual, no hay una llamada destacada con colores o formas. Esta limitación lo convierte en un entorno particular donde hay que afinar mucho para sacarle partido al 100%, y sin embargo, muchas cuñas se han convertido en anuncios por palabras con música o en conversaciones similares entre sí, con un aire naif que las convierte en fragmentos similares entre sí, difícilmente recordables.

Una cuña creativa e intencional es una herramienta eficaz de comunicación, pero si las convertimos en sucesiones de palabras debemos recordar que como dicen por ahí, los globos y las palabras se las lleva el viento.

 

creatividadradio

Share it