El Helio, el elemento de la risa

Conocemos a pocas personas capaces de no sucumbir a la risa ante el Helio, un elemento diseñado para hacer reír al más serio.

Las mentes más brillantes, los grandes conocedores no pueden reprimir esa sonrisa de medio lado que aparece cuando alguien aspira Helio y habla.

Nuestro cerebro responde a un diseño complejo, lleno de conexiones, capaz de resolver problemas complejos, pero tiene una debilidad, la risa fácil. El Helio es un ejemplo de esa cosas que nos desarman en una décima de segundo.

Una buena creatividad nos lleva horas y horas de trabajo, elaborar un chiste o un gag que funcione es toda una obra maestra y no gusta a todos pero la voz de Helio es un chiste universal. No sabemos por qué, pero funciona.

 

Es una broma fácil, predecible una vez que lo has visto pero siempre surte efecto. La persona que descubrió el efecto del Helio debió sentirse como un genio, el descubridor del chiste perfecto y atemporal. No sabemos si fue casualidad o se trató de una búsqueda intencional, lo cierto es que ese ser humano hizo un hallazgo genial y simple, ojalá en Mínima nos tropecemos con algo tan sencillo y tan efectivo, un diseño o una creatividad universal que funcione para todas las culturas, porque si lo encontramos nos convertiremos en generadores de algo eterno.

Share it